Por que no voy a chillar a mi hija nunca mas

“Los niños crecen, y nosotros crecemos con ellos. La infancia es fugaz. Que nuestra obsesión por corregirla no nos impida disfrutarla ” (Carlos Gonzalez – Pediatra)

El otro dia compartia en otro post que habia llegado a la determinacion de que no volveria a chillar a mi ninya nunca mas. Ahora, me veo en la necesidad de rectificar, porque sigo en el proceso y no es algo que haya logrado al 100%. Es dificil admitir tus debilidades pero es bueno reconocerlas si ello te ayuda a mejorar. Y mas que esta publicacion ser algun tipo de confesion es mas bien una conversacion entre tu y yo, donde me gustaria explicarte porque he llegado a esta conclusion, y quizas despues de leer esto tu tambien estes de acuerdo conmigo.

IMG_2171

Hace algunas semanas, quizas ya casi mas de un mes, estaba pasando por bastante estres, pero mas que sufrirlo diariamente, simplemente era en ocasiones puntuales. Quizas fuera por sentirme muy cansada o por la caida de pelo que provoca la lactancia, quizas por el sentimiento de culpabilidad del exceso de peso…en fin, si continuo la lista este post va a ir en otra direccion y va a sonar deprimente y yo voy a acabar depriemiendome solo de escribirlo!LOL …

La cosa es que mi paciencia con J estaba decreciendo inversamente proporcional. Ella solo era ELLA, tan suya como siempre, con sus juegos arriba y abajo, sus canciones y sus exigencias de hacer las cosas a su manera. Pero yo, yo estaba chillando mas de lo normal, cualquier cosa me crispaba los nervios. Se habia convertido en una situacion muy injusta para ella y entonces recorde unas sabias palabras que lei hacia ya tiempo. De hecho las lei cuando estaba embarazada de J y me devore todos estos libros sobre paternidad y crianza, o los programas de super-nanny! Recorde las palabras de Carlos Gonzalez, un reconocido pediatra espanyol, en su libro “Besame mucho” donde explica entre otras muchas cosas, que nosotros como padres tenemos la habilidad de controlar nuestro comportamiento. Que cuando disciplinamos a nuestros hijos no hay necesidad de alzar la voz o infundir miedo en ellos. Es incorrecto decir cosas como “Me sacas de quicio” o “Me haces enfadar” La cruda realidad es que somos nuestros unicos agentes y solo nosotros decidimos enfadarnos ante determinada situacion. Si piensas que es algo imposible, intenta recordar la ultima vez que tu jefe, un amigo o un desconocido hizo algo que te desagrado. Que hiciste? Te pusistes a chillarles sin medida? o quizas te controlaste por miedo a perder el trabajo, una amistad o a quedar en evidencia? Ves, SI que podemos! podemos controlarnos, no hay excusa, y especialmente no hay excusa con la persona que mas quieres.

 

 

 

Asi que ahora, pienso antes de hablar, respiro antes de chillar y recuerdo que mi hija es una ninya, que esta creciendo, como yo estoy creciendo,…y recuerdo que la infancia es fugaz, y que debo disfrutarla junto con ella, a no ser que quiera que me despida! 😉

Puedes leer mas sobre Carlos Gonzalez aqui. (la mayor parte de sus obras y articulos en internet estan en espanyol. Es un defensor de la crianza natural y la verdad es que comparto muchas de sus opiniones sobre estos temas de paternidad.

Y tu que piensas al respecto? Comparte tu opinion! Deja un comentario. 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CommentLuv badge